Rompepiedras

Rompepiedras

La “rompepiedras” o “chancapiedras”, como se conoce en algunos países, es una hierba silvestre que se usa desde hace cientos de años en diferentes civilizaciones por sus propiedades medicinales.

Mide apenas unos 60 centímetros de alto, y tiene pequeños frutos de 3 mm de diámetro donde se “esconden” sus propiedades que, a continuación, vamos a explicar.

PROPIEDADES

La planta conocida como rompepiedras tiene otros usos además de disolver los cálculos renales, como por ejemplo, reducir enfermedades del hígado , como la ictericia, infecciones como la cistitis o la prostatitis.

También se aconseja para tratar enfermedades de transmisión sexual, hepatitis, tuberculosis, resfriados y gripe, entre otras. También serviría para reducir los síntomas de la diabetes, la hipertensión arterial y la anemia.

Otros beneficios

  • Reducir inflamaciones y espasmos
  • Aumentar la micción, especialmente recomendado para quienes padecen insuficiencia renal
  • Aliviar dolores, sobre todo en el bajo vientre, por ejemplo en el ciclo menstrual femenino
  • Reducir la fiebre (no administrar a niños menores de cinco años)
  • Protege y depura el hígado
  • Laxante leve
  • Diurético de gran potencia
  • Elimina las lombrices del intestino
  • Reduce la presión arterial, los niveles de azúcar y de colesterol en sangre
  • Ayuda a la digestión

calculos renales y planta rompepiedras

 

¿Cómo se consume la hierba rompepiedras?

El rompepiedras se consume en forma de té o infusión:

  1. Hervir 1 litro de agua
  2. Echar dentro 40 gramos de la planta seca
  3. Dejar enfriar
  4. Colar y tomar

El sabor puede ser un poco amargo, por lo que se aconseja endulzar con un poco de miel.

En los casos de cálculos renales o de vejiga (se aconseja consumir 3 tazas de este té por día durante un mes) , aunque se hayan expulsado las piedras.

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *