Acerola

¿Qué es Acerola?

Esta pequeña cereza de Sudamérica es un auténtico concentrado de vitamina C. Contiene de 20 a 30 veces más que en una naranja o un kiwi y también contiene flavonoides y antocianinas que ayudarán a combatir el envejecimiento celular eliminando los radicales libres.

Apariencia, composición.

Malpighia Glabra comúnmente conocida como Acerola es un arbusto grande de la familia Malpighiaceae que mide de 5 a 15 metros de altura. Las flores desarrollan unos frutos con hueso a veces llamadas cerezas de acerola. El fruto es redondo, de color rojo brillante que recuerda a una cereza de 1 a 2,5 cm de diámetro, la pulpa es jugosa y es excepcionalmente rica en vitamina C. Una vez retirado del árbol, la fruta se deteriora rápidamente y madura. La vitamina C (ácido L-ascórbico) se degrada rápidamente, debido a una enzima llamada ascórbico oxidasa, es por eso que la cereza acerola se enfría o congela inmediatamente después de su recolección.

Apariencia, composición

Propiedades y Beneficios

Antifatiga

El ácido ascórbico es conocido por su efecto “potenciador energético”. El mecanismo de acción de esta vitamina ayuda a comprender mejor esta propiedad. De hecho, la vitamina C está involucrada en el metabolismo de la carnitina, que es un elemento fundamental para el correcto funcionamiento de las células. La carnitina permite el transporte de ácidos grasos de cadena larga dentro de las mitocondrias para producir ATP que es el “combustible” del cuerpo.

Acción antimicrobiana

Un metaanálisis a gran escala publicado en 2007 concluyó que tomar vitamina C reduce los efectos de un resfriado y su duración (8% en adultos y 14% en niños).

Algunos estudios han informado que la acerola puede tener un efecto antibacteriano y antifúngico, sin embargo, se han realizado muy pocos ensayos sobre este tema.

Antioxidante

Es un poderoso antioxidante capaz de luchar contra los radicales libres conocidos por ser el origen de numerosas patologías (cardiovascular, cáncer, envejecimiento prematuro de las células, etc.).

La vitamina C también tiene acción antioxidante de forma “indirecta”. La vitamina E es un antioxidante liposoluble presente en las membranas celulares que se oxida en la neutralización de los radicales libres y por lo tanto se vuelve inactiva: la vitamina C permite su regeneración y la vitamina E puede desempeñar nuevamente su papel de antioxidante.

Metabolismo del colágeno

Una de las etapas de la síntesis de colágeno es la hidroxilación de dos aminoácidos: prolina y lisina. La vitamina C es un cofactor enzimático esencial para esta reacción.

El colágeno es un constituyente del tejido conectivo que se encuentra en la piel, las uñas, huesos, dientes, etc. En los casos de deficiencia de vitamina C se dañan las membranas mucosas y la piel causando gingivitis, problemas de curación, alteración de la piel, entre otras dolencias.

Mejora de la absorción de hierro

La vitamina C puede mejorar la absorción de hierro de los alimentos, por lo que un tratamiento con acerola puede ser interesante para personas con anemia.

Contraindicaciones, peligros y efectos secundarios

No se han encontrado efectos adversos específicos con la ingesta de acerola.

La ingesta de dosis altas puede inducir efectos secundarios gastrointestinales, incluida la diarrea.

El uso prolongado de dosis masivas de ácido ascórbico puede predisponer al desarrollo de cálculos renales.

Previous

Tribulus

Next

Camu-camu

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *