Salud

Infecciones del oído: sospeche de una alergia a los alimentos

Infecciones del oído: sospeche de una alergia a los alimentos

Si  su bebé o su niño sufre de infecciones crónicas del oído, investigue la dieta antes de recurrir a antibióticos y procedimientos médicos costosos, peligrosos y quizá innecesarios. Por extraordinarios que parezca, esas infecciones persistentes del oído se deben muchas veces alergias a los alimentos.

¿Cómo podrían los alimentos provocar en los niños infecciones del oído? El proceso es el siguiente. Una alergia a algún alimento puede desencadenar inflamación crónica y tumefacción del  oído medio, provocando el estancamiento de los líquidos y su contaminación con bacterias. El resultado es una infección conocida en el lenguaje médico como otitis media serosa y llamada popularmente <<oído de goma>>.De no tratarse debidamente, la infección puede dañar las estructuras óseas del oído, causando pérdida auditiva y los consiguientes  problemas de aprendizaje.

Investigaciones recientes demuestran  que la mayoría de las infecciones crónicas del oído pueden deberse al consumo de alimentos equivocados. Los alergistas e inmunólogos Talal M.Nsouli y J.A. Bellanti, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Georgetown, realizaron pruebas de alergia en 104 niños, entre las edades de uno y medio a nueve años, que sufrían de infecciones crónicas de los oídos. Su sorpresa fue grande cuando observaron que el 78% de los eran sensibles a diversos alimentos. Más importante aún  fue que las infecciones cedieron en el 86 % de los niños cuando dejaron de comer los  alimentos culpables durante  dieciséis semanas. Como era de esperar ,al volver los niños a la dieta normal, las infecciones reaparecieron en casi todos los casos. Los culpables más frecuentes: la leche, el trigo, los huevos, los cacahuetes y los productos de soja.

 

También puede gustarte...